‘Cerebrito’ renuncia por amorío en pleno confinamiento

METRO — MIÉRCOLES, 6 DE MAYO DE 2020

Científico que nos mandó a quedarnos en casa admite haber visto a amante casada

El científico que persuadió a Boris Johnson de poner a Reino Unido en confinamiento ha renunciado anoche luego de haber infringido la ley para reunirse con su amante casada.

El profesor Neil Ferguson — miembro principal del comité de asesores gubernamentales SAGE — permitió en dos ocasiones que Antonia Staats, de 38 años, visitara su domicilio por lo menos dos veces desde que se impusieron las regulaciones, el 23 de marzo pasado.

Días antes de que se iniciara el confinamiento, Ferguson advirtió al primer ministro británico que Reino Unido tendría que enfrentar la muerte de 500.000 personas si el aislamiento social no se implementaba.

El profesor Ferguson, de 51 años, ha pedido disculpas anoche y dijo que ‘lamentaba profundamente’ haber socavado el mensaje del Gobierno. ‘Acepto haber cometido un error de juicio, y haber tomado el curso de acción equivocado,’ declaró a telegraph.co.uk.

‘En consecuencia, he renunciado a mi participación en SAGE.’

‘Actué bajo la convicción de que era inmune, habiendo dado positivo por coronavirus y habiéndome aislado completamente por casi dos semanas luego de desarrollar los síntomas.’

‘Lamento profundamente haber desvirtuado cualquiera de los claros mensajes sobre la necesidad continuada de distanciamiento social para controlar esta devastadora epidemia.’

El investigador del Imperial College London acababa de recuperarse del coronavirus cuando Staats atravesó la capital desde su domicilio en el sur de Londres para visitarle el 30 de marzo.

Una semana antes, el ministro de sanidad Matt Hancock había insistido en que las parejas que no cohabiten no debían encontrarse durante la pandemia.

Staats, activista de izquierda, visitó nuevamente a Ferguson el 8 de abril a pesar de sospechar que su esposo estaba mostrando síntomas de coronavirus en ese momento, informa The Daily Telegraph.

La publicación afirma que Staats está en un matrimonio abierto.

—————

Hay un ilegal en Dover

Foto de Nigel Farage, líder del Partido del Brexit, quien ha viajado 70 millas desde su domicilio en Westerham (Kent) para filmar en Dover un audiovisual sobre el ‘escándalo de los inmigrantes ilegales’.

Dave Greenfield, un Rick Wakeman punk, hizo sonar a The Stranglers como ninguna otra banda

stranglers_1978-09-22_ticket-640x658
Entrada para concierto de The Stranglers en el Malvern Winter Gardens, 22 Septiembre 1978. Crédito: licencia Creative Commons BY-NC-ND 4.0

DAVE GREENFIELD ha muerto, y es el último músico en caer en esta terrible pandemia. Fue el mejor tecladista de la era punk y lució el mejor bigote de esa era. Tampoco tenía muchos competidores en ninguno de los dos terrenos, siendo justos.

La primera vez que pudimos verle bien en acción fue en la portada del álbum debut de The Stranglers, Rattus Norvegicus, en 1977. Es una obra extraordinaria, que lleva una de las fundas de disco más extrañas y extrañamente perturbadoras de la época, donde la banda se pararse como demonios aburridos de ojos lánguidos en habitaciones descuidadas llenas de taxidermia cutre, con toques de elementos perturbadores en el fondo como una muñeca, un niño desnudo o un sombrío hombre de negro.

Parece la portada de un libro de bolsillo de terror barato y siniestro. Una de las cosas más extrañas al respecto desde la perspectiva del rock es que el cantante y compositor principal de la banda, Hugh Cornwell, está fuera de foco en la parte posterior, mientras que Greenfield está en primer plano, apoyado en el marco de una puerta con mirada fija y lúgubre.

Quizás su prominencia reflejaba su importancia para la banda. Ciertamente fue su músico más talentoso. O tal vez era solo por lo fuera de lugar que lucía con su chaqueta voluminosa, largo y anticuado pelo negro, y ese anticuado bigote negro y espeso. Nadie llevaba vello facial en el punk. Greenfield parece más un policía encubierto de la década de los setenta, o portero de club particularmente psicótico, que miembro de la joven generación de rock rebelde y vanguardista.

Esto puede deberse a que los Stranglers no eran particularmente jóvenes, por un lado, y por otro a que no se consideraban parte de ningún movimiento musical. Greenfield ya tenía 26 años cuando se unió a la banda en 1975, recién llegado de un período en un grupo de rock progresivo de Brighton, Rusty Butler. El baterista Jet Black tenía casi 40 años cuando lanzaron su primer single, Grip, en 1977, combinando su papel en la vanguardia del punk británico con el de encargado de tienda de abarrotes y de una flota de furgonetas de helados en Guildford.

El cantante y guitarrista Hugh Cornwell tenía una banda en la escuela con Richard Thompson, una estrella del folk rock de otra generación musical, y tenía un título en bioquímica de la Universidad de Bristol. El bajista Jean-Jaques “JJ” Burnel era el bebé de la banda, unos años más joven que Greenfield y ciudadano francés con cinturón negro en karate. Juntos, sobresalieron como un pulgar particularmente dolorido — incluso en un género que se enorgullecía de mostrar el dedo a las generaciones musicales anteriores.

Eran un grupo extraño desde el principio, alineados con el punk más por el rechazo a tendencias previas que por valores sociopolíticos compartidos. Quiero decir, ¿quién se hace llamar The Stranglers (originalmente The Guildford Stranglers) en 1975, cuando las bandas más grandes del país se llamaban Queen, Wings, ELO, 10CC, Mud, Bay City Rollers y Status Quo?

Los Stranglers siempre fueron una pandilla medio retorcida, que tomaron refrencias musicales de The Doors y el garage rock de los sesenta, con un toque de la dureza del ‘rock de pub’ de Dr. Feelgood. Exudaban una especie de fealdad provocativa y escribían canciones desagradables sobre lo desagradable que podía ser la vida. El punk llegó justo en el momento adecuado para ellos, y por eso The Stranglers se pudo establecer rápidamente entre sus mejores creadores de éxitos, definiendo en su época los singles como Grip, Peaches, Something Better Change y No More Heroes.

Fueron — creo que es justo decirlo — vistos con cierto recelo por muchos de sus compañeros, en parte porque eran mayores y mejores músicos. Mientras los jóvenes punks revoloteaban rompiéndolo todo, The Stranglers en realidad podía tocar sus instrumentos, y por debajo de su sonido áspero escribían y arreglaban canciones con verdadera inteligencia pop.

Los primeros discos de los Stranglers suenan fantásticos a día de hoy, lo que no se puede decir de gran parte de la primera ola británica del punk (con honrosas excepciones). Lanzaron tres álbumes en 13 meses entre abril de 1977 y mayo de 1978 (Rattus Norvegicus, No More Heroes y Black and White), que siguen siendo clásicos del género.

The Stranglers tenía un batería marchoso y beligerante, un bajo que sonaba como metal oxidado retorciéndose, un cantante que tocaba una guitarra rasposa gruñiendo y gruñiendo como un matón misántropo, pero por encima corría el teclado extraordinario, florido, salvaje y expresivo de Greenfield.

A pesar de ser un instrumento estrechamente asociado con el rock progresivo, The Stranglers fue la única banda de punk que no solo dio importancia a los teclados, sino que también hizo de ello una virtud. El estilo de Greenfield está en todas sus grabaciones. Down In The Sewer, la última canción del Rattus, termina con cuatro minutos de brillantez de Greenfield. Estaba en el corazón de las intensas actuaciones en vivo de The Stranglers, como si Rick Wakeman fuera punk, embarcándose en aventuras cósmicas mientras su banda mantenía todo arraigado en un oscuro pero contagioso rock and roll.

Dave tocaba un órgano Hammond, un piano eléctrico Hohner y un sintetizador Minimoog, y pudo pasar de la extravagante rareza electro de Nice N ’Sleazy al lujoso toque melódico de su extraordinaria versión de Burt Bacharach y Hal David, Walk On By. La versatilidad y la musicalidad de Greenfield ayudaron a Cornwell a ampliar su rango de composición, y así ambos mantuvieron a los Stranglers en las listas de éxitos mucho después de que el punk perdiera su fuego y furia. Escribió la absolutamente hermosa melodía de su mayor éxito, Golden Brown (1981), tocando sus arpegios de clavicordio en tiempo de vals a 6/8.

La sofisticación en gran parte de la producción de los Stranglers en los ochenta desmintió un poco su imagen intelectual macarra anterior. Con el tiempo, Greenfield llegó a sublimar su mirada psicótica en el escenario, se afeitó el bigote y dejó que emergiera el músico tan agradable, y ligeramente tímido, que llevaba debajo del gabán.

 

hugh

“[Greenfield] Fue quien marcó la diferencia entre The Stranglers y todas las demás bandas del punk,” reconoció Cornwell en un homenaje a su antiguo compañero de banda. “Su habilidad musical y su naturaleza gentil le dieron un giro interesante a la banda.” JJ Burnel le ha llamado “genio”. Black aclamó a su amigo como “un gran talento”. Su mánager de larga data, Sil Willcox, dijo: “Todos estamos en estado de shock. Dave era un alma amable y generosa que tenía tiempo para todos y cada uno.”

Cornwell dejó The Stranglers en 1990 después de 10 álbumes para explorar otras direcciones musicales. La banda continuó con el nuevo miembro Baz Warne, hizo siete álbumes más, desarrolló un sonido de rock gótico musculoso y siguió siendo una atracción en vivo muy popular. Jet Black tiene 81 años y ha estado semi-retirado desde 2015, y el futuro ahora parece incierto.

Es difícil imaginar que The Stranglers continúe sin el músico que les dio dimensiones tan únicas. Es otra pérdida amarga para la música, que parece estar tomando más que su parte justa de pérdidas durante estos días peligrosos. El grito de batalla nihilista de los Stranglers, No more heroes, nunca ha sonado tan cierto.


 

Publicado en The Daily Telegraph el 5 de abril de 2020

Traducido por Alejandro Tellería-Torres

Enlace al artículo original: https://www.telegraph.co.uk/music/artists/dave-greenfield-punk-rick-wakeman-made-stranglers-sound-like/

Más de la mitad de todos los adultos reciben sueldo del estado

THE DAILY TELEGRAPH — MARTES, 5 DE MAYO DE 2020

Sunak advierte que el coste del furlough no es sostenible

Más de la mitad de la población adulta de Gran Bretaña está recibiendo financiamiento del estado, luego de advertencias del Canciller de que el plan de licencia con goce de haber — conocido en todo el país como furlough — pronto podría costar tanto como el NHS.

Análisis de las cifras oficiales muestra que 27 millones de personas están siendo financiadas por el Gobierno, ante la creciente preocupación por el devastador costo económico de la pandemia de coronavirus.

La cifra incluye a personas a las que se les paga a través del furlough y a quienes ahora solicitan beneficios después de haber quedado desempleados a causa del virus. El resto son trabajadores del sector público y jubilados.

Anoche, el canciller Rishi Sunak dijo que el costo “claramente no era una situación sostenible”, ya que dijo que Gran Bretaña debe volver a trabajar.

En medio de crecientes señales de fricción en el Gabinete sobre la duración del confinamiento y el creciente costo, Sunak dijo: “A quienquiera que esté ansioso por esto, quiero asegurarle hoy que no habrá ningún obstáculo para el furlough. Estoy trabajando, mientras estamos hablando, para encontrar la forma más efectiva de reducir el furlough y facilitar que las personas vuelvan al trabajo de una manera mesurada.”

“Como han sugerido algunos escenarios, potencialmente estamos gastando tanto en el furlough como en el NHS, por ejemplo. Claramente, esa no es una situación sostenible.”

Cifras oficiales publicadas ayer mostraron que 6,3 millones de personas en Reino Unido — casi una cuarta parte de todos los trabajadores bajo retención tributaria reembolsable (PAYE) — ahora han sido puestas en furlough por sus empleadores a un costo de £8.000 millones en el primer mes. El presupuesto del NHS es de aproximadamente £11.000 millones al mes.

Por su parte, la ministra de trabajo y pensiones Therese Coffey ha revelado al Parlamento que otros 1,8 millones de personas habían presentado nuevas solicitudes de crédito universal desde que el brote de Covid-19 se apoderara de Reino Unido, junto a otras 250.000 solicitudes de subsidio de búsqueda de empleo, con un coste adicional de £6.500 millones. Agregando a las cifras el número de desempleados antes de la crisis (1.2 millones), trabajadores del sector público (5.4 millones) y 12.6 millones que reciben una pensión estatal, ahora hay más de 27 millones de personas que se benefician de fondos estatales lo cual, de una población adulta de poco más de 52 millones, equivalente a casi el 53 por ciento.

De otro lado, altos cargos del Partido Conservador dijeron que la tensión del confinamiento sobre las finanzas de la nación y el aumento del desempleo se estaban volviendo “insostenibles” y pidieron al primer ministro Boris Johnson que levante el bloqueo con urgencia.

Lord Lamont de Lerwick, el excanciller conservador, dijo a The Daily Telegraph: “No es práctico ni asequible que el estado pague a la gente por no trabajar; en última instancia, el Gobierno solo tiene el dinero que obtiene de los impuestos de las personas que crean la riqueza. No es una posición sostenible más que a corto plazo. Ilustra el peligro y la precariedad de nuestra situación.”

Asimismo, principales empresas están trabajando ahora con el Gobierno en una estrategia que ayude a los trabajadores a volver a las labores cumpliendo simultáneamente con el distanciamiento social. Se espera que Johnson establezca nuevos planes en un discurso a la nación este domingo.

Muchas naciones europeas como España, Italia y Alemania, ya han comenzado a reducir sus confinamientos ante las crecientes preocupaciones sobre su impacto económico. En total, poco más de un tercio de la población adulta, incluidos los pensionistas, recibía fondos estatales sustanciales antes de la pandemia. Si se elimina de estos cálculos a los pensionistas y jubilados, entonces casi el 36 por ciento de la población activa recibe ahora un importante apoyo estatal — más del doble de lo que era antes de que llegara el coronavirus, solo 16 por ciento.

Los cálculos no incluyen a 5 millones de trabajadores autónomos más, que ahora pueden solicitar un rescate de coronavirus por separado. Las últimas cifras pondrán al Primer Ministro bajo una mayor presión para sacar al país del confinamiento, intentando evitar al mismo tiempo un devastador segundo pico de coronavirus.

Anoche, Sir Iain Duncan Smith, exlíder conservador y exministro de trabajo y pensiones dijo: “Esto demuestra que ahora tenemos que tratar de desescalar el bloqueo urgentemente, porque es insostenible por mucho tiempo más.”

Sir John Redwood, ministro del Gabinete en la administración de John Major, dijo: “En una crisis a corto plazo, el estado debe pagar a las personas que no pueden trabajar. [Pero] Este permiso tiene que ser una medida temporal. No puede convertirse en la nueva normalidad; no podemos pagarlo.”

Mark Littlewood, director general del grupo de expertos del Instituto de Asuntos Económicos, agregó: “Necesitamos alejarnos rápidamente de esta participación estatal colosal en el empleo. Si persisten números como estos, será una receta para el estancamiento y el declive a largo plazo.”

The Daily Telegraph tuvo a la vista ayer documentos preliminares que establecen las directrices del Gobierno sobre cómo hacer que Gran Bretaña vuelva a trabajar, los cuales incluyen planes para abrir de manera segura oficinas, centros comerciales, hoteles, fábricas y sitios de construcción.

Paralelamente, Gran Bretaña registró ayer 288 nuevas muertes, la cifra más baja desde el 30 de marzo. El número de muertos en Reino Unido es ahora de 28.734, en comparación con los 29.079 de Italia.

—————

Relajarán confinamiento para mayores de 70 años 

Los mayores de 70 años serían liberados de ciertas medidas estrictas de distanciamiento social, entiende The Daily Telegraph.

El Gabinete espera aclarar las reglas para los ancianos ante la andanada de críticas, orientación actual confusa e informes posteriores de que las personas consideradas vulnerables podrían tener que mantenerse lejos de la vida normal por hasta 18 meses, o hasta que se encuentre una vacuna.

Se produce después de que la baronesa Altmann, exministra de pensiones, advirtiera que Gran Bretaña enfrentaría “disturbios sociales” si los mayores de 70 años se veían obligados a soportar un bloqueo más prolongado que las generaciones más jóvenes.

Parlamentarios conservadores dijeron que muchas personas mayores “preferirían el riesgo de ir a prisión antes que verse obligados a aislarse en sus hogares”.

Boris Johnson debe revelar su “hoja de ruta” para la “fase dos” del confinamiento este domingo, la cual se espera anuncie la reapertura de las escuelas primarias el 1 de junio y nuevas pautas para quienes vuelvan al trabajo.

Dinamarca, Noruega y Alemania han reabierto sus escuelas parcialmente, mientras que en Italia uno de los países más afectados de Europa — ayer volvieron a trabajar casi 4.5 millones de personas.

Anoche, un ministro del Gabinete dijo a The Telegraph: “Me sorprendería mucho si se endurecen las medidas para los mayores de 70 años. Todo se basará en el consentimiento más que en la obligación.”

Un ministro conocedor de las conversaciones sobre ancianos y vulnerables reveló: “Esto de agrupar a las personas mayores de 70 años se va a transformar. Hay una gran diferencia entre el millón y medio de personas que se ha ‘blindado’ — y se ha enviado una carta en la que se les aconseja protegerse durante 12 semanas por ser extremadamente vulnerables —, personas vulnerables con afecciones preexistentes de cualquier edad, y mayores de 70 años sanos. Esto debe aclararse: no se puede tener un grupo que abarque a todas las personas que tienen más de 70 años, eso es insostenible.”

Señalando que los mayores de 70 representan casi 9 millones de personas en Reino Unido, el ministro agregó: “No hay suficientes cajas de supermercado para atender a esa cantidad de personas.”

“Lo que vamos a ver es más autoadministración y responsabilidad personal. Los mayores de 70 años son un grupo muy sensible. En general, saben si deben quedarse en casa o no.”

El ministro del Gabinete agregó: “Se ha interpretado demasiado este consejo, y la gente ya tiene que comenzar a pensar por sí misma.”

Además de reevaluar el asesoramiento generacional, una fuente del Gobierno dijo que las medidas de confinamiento podrían comenzar a variar de una región a otra si se observa que ciertas ciudades o áreas de Reino Unido experimentan un segundo pico.

Sin embargo, no se espera que vuelvan a abrir los parques infantiles y los gimnasios en la hoja de ruta de la “fase dos”. Parlamentarios conservadores han instado a los ministros a encontrar una manera de reabrir gimnasios y centros de ocio, incluso mediante la introducción de pruebas que midan la temperatura de las personas que ingresan. Aún así, se cree que Johnson no quiere hacer este cambio ni cuando comience a abrirse la economía.

Ayer, el portavoz del primer ministro admitió que el Gobierno estaba reevaluando la indicación que hace a los distintos grupos de edad. “A todos se les ha pedido que se queden en casa … sin importar la edad que tengan. Los mayores de 70 años se clasifican como pertenecientes al grupo clínicamente vulnerable: no están necesariamente en el grupo extremadamente vulnerable clínicamente, que son las personas a quienes estamos protegiendo. Por lo tanto, el consejo para ellos es tener especial cuidado y minimizar el contacto con personas de fuera de su hogar.”

Cuando se le preguntó si los mayores de 70 años tendrían reglas diferentes a las de otros grupos etarios, el portavoz dijo: “En el futuro cercano, es perfectamente razonable que veamos cómo aplicar esta indicación en las diferentes franjas de edad, y seguiremos guiándonos por la ciencia.”

La conferencia de prensa de Downing Street de anoche reveló que hubo 288 muertes más de Covid-19 el aumento diario más bajo desde marzo pero Matt Hancock, el ministro de sanidad, dijo que el valor de reproducción R, que indica la tasa de contagio transmitido, todavía era no lo suficientemente bajo como para levantar el confinamiento.

Los expertos necesitan que R permanezca constantemente por debajo de 1. En este momento, se encuentra entre 0.6 y 1.

———-

Rastreador de virus del NHS podría obstaculizar las vacaciones

El Servicio Nacional de Salud británico (NHS) lanzará hoy su aplicación para rastrear el coronavirus, pero ha sido advertido de inmediato que si no se une a un sistema internacional similar esto podría obstaculizar los intentos de los británicos de vacacionar en el extranjero.

La aplicación para teléfonos inteligentes que se comienza a probar hoy en la Isla de Wight utiliza un método diferente de rastreo de contactos que el utilizado por un sistema desarrollado por Apple y Google, el cual ya ha sido adoptado por países como Alemania y Suiza.

Los dos sistemas operativos no son compatibles, por lo que se teme que si el rastreo de contactos se vuelve obligatorio para viajar, los británicos tendrán que ponerse en cuarentena durante 14 días a su llegada a un país.

La aplicación NHSX funciona cuando una persona con sospecha de Covid-19 comparte la información de su teléfono con una base de datos centralizada que alerta a aquellos con quienes han estado en contacto.

La aplicación de Apple y Google utiliza un sistema descentralizado con el teléfono que notifica de forma independiente a los contactos si alguien da positivo. Los gigantes tecnológicos han indicado que el sistema NHS no funcionará con su tecnología.

Países como Suiza, Austria, Alemania, Estonia y la República de Irlanda ya están utilizando el rastreo de contactos descentralizado.

El doctor Michael Veale quien desarrolló la aplicación DP3T, “inspiradora” del sistema de Apple y Google dijo que “fuerzas geopolíticas” podrían obligar a Reino Unido a “cambiar de caballo”.

El sistema actual “creará un problema de interoperabilidad muy importante entre Irlanda del Norte e Irlanda,” dijo, “porque estos dos sistemas no funcionan bien juntos”.

Matthew Gould, director ejecutivo de NHSX el brazo digital del NHS que está desarrollando la aplicación dijo que si no funcionara según lo previsto, los jefes de salud “no dudarán” en cambiar de táctica.

Gould dijo que el modelo centralizado tenía grandes beneficios sobre su rival, ya que permitía a los planificadores de salud identificar “puntos críticos” en ciertas partes del país y rastrear los síntomas más de cerca.

El funcionario insistió también en que Gran Bretaña no estaba “yendo en una dirección y el resto del mundo en otra”, dijo que estaban trabajando estrechamente con gigantes tecnológicos.

Sir Jonathan Montgomery profesor de derecho sanitario de la UCL que preside la junta asesora de ética que supervisa la implementación del seguimiento de contactos por parte del Gobierno dijo que podría haber un “problema técnico”, pero que no era insuperable.

“Si uno se mueve entre aplicaciones [de diferentes países], es posible que requiera cuarentena o algo por el estilo, pero no veo por qué la información de la aplicación no se pueda traducir a algún tipo de certificado,” dijo a The Daily Telegraph. “Esto requiere un poco de trabajo, pero es bastante difícil ver cómo sería un factor decisivo.”

Sin embargo, activistas advirtieron que la medida podría conducir a un sistema de dos pasos en el que las personas puedan ir fácilmente a países que usan un sistema centralizado, pero no a la mayoría de los países que usan el preferido por Apple y Google.

Jim Killock, director ejecutivo de Open Rights Group, dijo: “El mundo se dividirá en dos categorías donde los datos no pueden compartirse fácilmente entre países. Significará esencialmente que si desea beneficiarse del rastreo de contactos, puede ir a Francia pero no al sur de Irlanda o no puede ir a Alemania, pero sí a Australia.”

—————–

Reunión familiar

Foto de Melia Famoso [derecha] y su esposo Giovanni, quienes han podido abrazar a sus nietos luego de dos meses de confinamiento, en Milán.

Reino Unido en conversaciones por test de anticuerpos ‘con 99% de precisión’

Image

THE INDEPENDENT — MARTES, 5 DE MAYO DE 2020

‘Implementación a gran escala’ en el país, dice ministro de sanidad

Reino Unido está en conversaciones con el gigante farmacéutico Roche sobre el lanzamiento a gran escala de una prueba de anticuerpos contra coronavirus con una tasa de precisión cercana al 100 por ciento, dijo el ministro de sanidad Matt Hancock.

La compañía con sede en Suiza anunció el domingo que está lista para aumentar la producción de su prueba a “dos dígitos de millones al mes” en el transcurso de mayo, para uso de los servicios de sanidad en todo el mundo.

Se entiende que la prueba podría estar en uso en Reino Unido en cuestión de semanas, ayudando a construir una imagen de la verdadera propagación del fatal virus entre la población.

El test está siendo evaluado independientemente por Public Health England en sus laboratorios de Porton Down (Wiltshire), esperándose resultados iniciales para fines de esta misma semana.

La Administración de Drogas y Alimentos norteamericana (FDA) ha emitido una autorización de emergencia para la prueba de laboratorio, que también recibió la aprobación para su uso en países que usan el estándar de calidad europeo CE — entre los que se encuentra Reino Unido.

Hablando en la sesión informativa diaria sobre coronavirus de Downing Street, Hancock dijo que había indicios “muy positivos” sobre la nueva prueba, pero reconoció que Reino Unido ya había experimentado una “falsa esperanza” en el tema anteriormente.

El ministro de sanidad ordenó previamente 17.5 millones de kits de prueba, solo para descubrir después que no funcionaban.

Hancock reveló que él mismo ha venido entregando muestras de sangre regularmente para ayudar a los científicos en la búsqueda de una prueba de anticuerpos, tras haberse recuperado de un episodio de Covid-19 en marzo.

Sin embargo, también admitió que no está seguro de que su recuperación le haya dado inmunidad contra una segunda infección, y dijo que aún no estaría contento al entrar en una habitación llena de gente.

Los científicos aún tienen que determinar definitivamente si la infección por Covid-19 confiere inmunidad a los pacientes y, de ser así, por cuánto tiempo. Sin embargo, investigadores de los Centros de Control y Prevención de Enfermedades de Corea del Sur dijeron el domingo que ahora creen que es imposible que el virus se reactive en el cuerpo humano.

El subdirector médico gubernamental Jonathan Van-Tam dijo que se ha descubierto que la “abrumadora mayoría” de las personas que se habían recuperado de Covid-19 tiene anticuerpos en el torrente sanguíneo, pero aún no se sabía cuánto tiempo permanecerían estos anticuerpos.

“No hemos tenido esta enfermedad por todo el planeta en humanos durante suficiente tiempo” para saber si quienes se recuperan son inmunes, agregó.

Los anticuerpos producidos en respuesta a otros coronavirus humanos, como el resfriado común, “no persisten necesariamente durante años y años y años,” dijo.

La noticia sobre las conversaciones con Roche se produce luego de que Hancock lanzara un programa piloto de “prueba, seguimiento y localización” en la Isla de Wight, a cuyos residentes se ha pedido que descarguen una aplicación para sus teléfonos móviles smartphone que permitirá identificar a cualquier persona que haya estado cerca de alguien que haya dado positivo por la enfermedad.

Hancock anunció que 288 personas que dieron positivo por coronavirus murieron en todo Reino Unido en las 24 horas hasta las 9 am del lunes. Este es el total diario más bajo desde el 30 de marzo, pero lleva la cifra total de Gran Bretaña a 28.734 — a solo 150 de superar a Italia para convertirse en el segundo país más afectado detrás de Estados Unidos.

El profesor Van-Tam dijo que el número de casos tendría que reducirse aún más, antes de que el Gobierno pueda cumplir con las cinco pruebas autoimpuestas que permitan aliviar las restricciones de distanciamiento social.

Asimismo, Downing Street indicó que Boris Johnson podría no ser capaz de exponer su estrategia de salida el jueves — la fecha límite para la revisión de seis semanas del confinamiento — como se esperaba, con la expectativa de que en cambio pensaba hacerlo el domingo.

La firma suiza dice que la prueba — llamada Elecsys — tiene una especificidad mayor al 99.8 por ciento y una sensibilidad del 100 por ciento, lo que significa que no da falsos resultados negativos y solo uno de cada 500 son falsos positivos.

El CEO del grupo, Severin Schwan, dijo: “Gracias a los enormes esfuerzos de nuestros dedicados colegas, ahora podemos realizar una prueba de anticuerpos de alta calidad en grandes cantidades, por lo que podemos apoyar a los sistemas sanitarios de todo el mundo con una herramienta importante para gestionar mejor la crisis del Covid-19.”

Las pruebas de anticuerpos no curan el coronavirus ni proporcionan protección contra la enfermedad.

En cambio, sí pueden detectar a individuos que han sido contagiados previamente y tienen anticuerpos en su sistema capaces de combatir una infección futura.

Las pruebas masivas darán a los funcionarios de sanidad pública una idea mucho más clara de cuántas personas han tenido Covid-19 que las pruebas de antígeno disponibles actualmente, las cuales indican solo si un paciente padece actualmente la enfermedad.

Esto ayudará a los científicos a determinar si la tasa crucial de reproducción — conocida como R — ha caído por debajo de 1, lo que significa que cada persona contagiada está transmitiendo el virus a menos de una persona.

Además, la prueba haría posible la emisión de “pasaportes inmunitarios” que permitan a las personas que ya no corren el riesgo de infección volver a su vida normal.

————–

La ‘nueva normalidad’ en Europa

Foto tomada ayer en la ciudad de Nápoles luego de que Italia relajara el confinamiento en ese país, uno de los más afectados por el coronavirus.

Cierran hospital Nightingale

METRO — MARTES, 5 DE MAYO DE 2020

Desactivan centro asistencial de referencia por reducción de contagios en la capital

Downing Street ha anunciado que el hospital NHS Nightingale de Londres dejará de admitir a nuevos pacientes después de la limitada demanda de sus servicios.

El portavoz oficial del Primer Ministro manifestó que, en los próximos días, no se esperan nuevas admisiones por coronavirus en el hospital del centro ExCel en el este de Londres.

Aunque no aceptará nuevos pacientes, el hospital temporal — construido en nueve días (foto principal) — permanecerá en espera, en caso de que se necesite que reanude sus operaciones.

“No es probable que en los próximos días tengamos que admitir pacientes en el Nightingale de Londres mientras permanezca bajo control el coronavirus en la capital”, dijo el portavoz.

‘Eso es, obviamente, algo muy positivo y estamos agradecidos con el público londinense por seguir los consejos del Gobierno para ayudar a proteger el NHS.”

“Lo que pasará con el Nightingale es que quedará efectivamente en condición de espera, por lo que estaría listo para recibir pacientes si fuera necesario, pero ya no nos parece que vaya a ser el caso.”

La noticia se conoce luego de que informes del diario The Independent reportara que el hospital de campaña tuvo solo 19 pacientes el viernes, por debajo de un pico de alrededor de 35 a principios de abril.

Los primeros admitidos en el Nightingale — con capacidad para 4.000 camas — ingresaron el 7 de abril, con la promesa de que el nosocomio aliviaría la presión sobre los hospitales de la ciudad a medida que la pandemia se asentara.

Ayer, en un mensaje al personal, el profesor Charles Knight — presidente ejecutivo del hospital temporal — dijo que la instalación “estaría lista” si los casos en la capital comenzaran a aumentar nuevamente.

“Es probable que en los próximos días no necesitemos admitir pacientes en el Nightingale de Londres mientras el coronavirus en la capital permanezca bajo control,” dijo.

“En consecuencia, después de dar de alta al último de nuestro primer grupo de pacientes, el hospital será puesto en compás de espera, listo para reanudar operaciones cuando sea necesario en las próximas semanas y posiblemente meses.”

“Debemos estar preparados para la posibilidad de que el número de casos de Covid-19 aumente nuevamente, si el Gobierno relaja las reglas de distanciamiento social.”