Lo sentimos, no quedan camas

METRO — VIERNES, 15 DE ENERO DE 2021

Pacientes son devueltos a las ambulancias | Cifra récord de 4.500.000 personas en listas de espera hospitalarias

Los hospitales que reciben a los pacientes que llegan a los servicios de urgencias están siendo devueltos a las ambulancias para ser tratados allí por la falta de camas ya que el NHS está llegando a un estado ‘calamitoso’, ha advertido el personal médico.

Mientras los pabellones van alcanzando el punto de saturación con una cifra récord de casos de COVID-19 — y con las listas de espera de operaciones rutinarias en un máximo histórico de 4 millones y medio — se está causando un ‘significativo dano’ a otras personas seriamente enfermas.

Un médico relató: “La semana pasada, vi a un paciente en la parte trasera de una ambulancia que tenía niveles muy bajos de oxígeno, y quedaba muy claro que tenía insuficiencia cardíaca, se estaba acumulando líquido en sus pulmones y, básicamente, se estaba ahogando.”

“Así que tuve que acompañarlo fuera de la ambulancia para llevarlo a una máquina de rayos X, se le tomó las placas en el hospital y, como no había espacio, tuvimos que llevarlo en camilla de regreso a la ambulancia, a pesar de que tenía insuficiencia cardíaca.”

Dado que las familias no pueden estar en el hospital, el médico ahora tiene que utilizar dos o tres llamadas telefónicas — en cada turno que hace — para hablar con los familiares de sus pacientes sobre los cuidados de final de vida.

El profesional terminó un turno a las 8 pm el 31 de diciembre, y dijo que sintió “ganas de vomitar” al ver a los asistentes a fiestas, cuando iba en el metro de regreso a casa.

“En el metro había mucha gente con atuendos vistosos. Me sentí tan molesto porque sabía que no iban así vestidos para salir a comprar al súper, iban a una fiesta,” dijo.

“Me sentí muy molesto, porque había estado peleando todo el día [con el virus] y no parecía importarles nada.”

La escasez de personal ha afectado duramente a los hospitales, pero el médico londinense dijo que esto no siempre se debe solamente a la covid, ya que algunos miembros del personal han salido de baja médica por estrés postraumático, depresión y ansiedad.

“Conozco enfermeras de UCI [unidades de cuidados intensivos] que no pueden ir a trabajar porque no pueden dormir,” afirmó.

Sin embargo, en medio de la “abrumadora” cantidad de pacientes, dijo que el personal trata desesperadamente de asegurarse de que los familiares tengan tiempo con sus seres queridos antes de que fallezcan.

“Había un anciano que sabía que iba a fallecer de covid, y me comuniqué con su hija; ella ni siquiera sabía que lo habían llevado al hospital,” dijo.

“Me preguntó si podía traer un vasito de whisky y tomarlo con él, y le dije que me parecía una buena idea.”

“No sé porqué me golpeó tan fuerte pero ella entró, tomaron un whisky juntos y cuando ella salió, él falleció.”

“De alguna manera, en medio de todas las cosas horribles que estaban sucediendo, de alguna manera nos aseguramos de que ella tuviera ese momento, que fue muy importante.”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s