Ministros se preparan para repercusiones ante desesperación de maestros por fiasco de A-Levels

Image

THE GUARDIAN — JUEVES, 13 DE AGOSTO DE 2020

Downing Street teme que se repitan protestas en Escocia por baja de calificaciones

Directores de toda Inglaterra expresaron anoche conmoción y desesperación por el coste humano de las calificaciones de los exámenes preuniversitarios A-Levels que se publican hoy, con la presión sobre el Gobierno para instituir un sistema más justo o enfrentar una reacción violenta.

Mientras los maestros se preparaban para dar la noticia a sus estudiantes Geoff Barton, secretario general de la Asociación de Líderes Escolares y Universitarios, advirtió sobre “grandes turbulencias” una vez que se revelaran las calificaciones.

Un director en el noreste de Inglaterra dijo que 26 de 39 estudiantes vieron una reducción en sus resultados en comparación con las evaluaciones escolares, y uno de cada cinco tuvo cada asignatura en dos o más notas. Un estudiante que esperaba apuntarse en la Universidad de Durham había visto bajas en la nota de tres de sus asignaturas, y una de ellas había sido degradada en dos notas.

Downing Street sigue nervioso de que Inglaterra protagonice una repetición de las protestas generalizadas en Escocia la semana pasada, que llevaron al gobierno escocés a eliminar las calificaciones asignadas por un modelo estadístico similar al utilizado en Inglaterra, y reemplazarlas con calificaciones evaluadas por los maestros.

Gavin Williamson, el ministro de educación, buscó aplacar a los alumnos y sus familias anoche diciendo que estaba ‘increíblemente arrepentido’ por la interrupción de su educación durante el brote de coronavirus. “Pido disculpas a todos los niños de todo el país por la interrupción que han tenido que sufrir,” dijo Williamson.

Sin embargo, defendiendo el enfoque que ha utilizado el Gobierno para estandarizar los resultados, dijo a la BBC: “Tenemos un sistema que es, creo, el más justo que pudimos formar, pero no olvidemos que hemos pasado una pandemia global, hemos estado en una situación en la que ninguno de nosotros hubiera esperado estar.”

Sin embargo Keir Starmer, el líder laborista, condenó el anuncio gubernamental de último minuto de un nuevo proceso de apelaciones para las calificaciones de exámenes simulados, catalogándolo como un “completo fiasco”.

“Era obvio que esto iba a ser difícil, pero han pasado semanas o meses. Tomar una decisión de última hora que ha causado un caos generalizado entre los maestros con los que he estado hablando, las familias y los jóvenes, huele a incompetencia,” dijo Starmer.

De otro lado, líderes escolares recibieron el miércoles por primera vez los A-Levels asignados a sus alumnos por Ofqual — el regulador de exámenes educativos inglés — mientras uno de ellos dijo que había “ira, consternación, incredulidad” entre los directores.

Mandeep Gill, director ejecutivo del Newham Sixth Form College, dijo que el 47% de las calificaciones de evaluación que su centro presentó habían sido rebajadas: 301 calificaciones de un total de 646. Gill dijo que otras escuelas de sexto grado estaban viendo tendencias similares, incluida una en la que el 55% de los resultados habían sido rebajados: “No entendemos porqué nuestras [calificaciones evaluadas por el centro] han disminuido tanto.”

Dijo que sintió “conmoción, ira, consternación, incredulidad” después de ver los resultados otorgados por el algoritmo de Ofqual. “Parece que tenemos los peores resultados que hemos tenido en los últimos tres años. Estoy bastante desanimado. Siento que los he decepcionado. No sé qué más podríamos haber hecho. Seguimos todas las orientaciones. Hicimos todo lo que nos dijeron. No inflamos las calificaciones,” dijo Gill.

Gill predijo que la decisión de Williamson el martes por la noche de permitir resultados de exámenes simulados como motivo de apelación causaría más incertidumbre. “Creo que es una farsa total. ¿Cómo se estandariza eso? Lo único que deseo es que antes de todos estos anuncios instintivos, acabaran de hablarnos. Podríamos haber ideado un plan sensato,” dijo.

Barton — cuyo sindicato representa a la mayoría de los directores de escuelas secundarias — dijo: “Creo que mañana habrá gran turbulencia. Hay algunas personas realmente afectadas por ahí. Al final del día, a los directores no les importan los algoritmos. Están preocupados por los niños que deberían obtener una A y descubren que están obteniendo una C y no obtendrán la plaza que merecen en la universidad.”

Barton no llegó a pedir el restablecimiento de las calificaciones evaluadas por los maestros, como en Escocia, pero dijo que el estado de ánimo estaba cambiando entre los directores, devastados por sus resultados, que ahora veían la decisión escocesa como la menos extravagante. “Hay algunas escuelas grandes con buenos antecedentes que están viendo resultados bastante nefastos y se sienten desesperados por ello. Los jefes me están diciendo, no creo que nunca me haya sentido tan impotente, triste y frustrado,” dijo.

Exdirector de una escuela secundaria, Barton relató los correos electrónicos desesperados de los directores, con comentarios como: “Estoy total, absolutamente desconcertado. Nuestro conjunto de resultados más bajo en la historia de la escuela: el 49% de todas las calificaciones se han degradado. ¿Cómo es esto posible?”

La presión sobre Williamson y el gobierno de Londres aumentó después de que Gales anunciara que pondría un tope mínimo a las calificaciones de sus A-Levels de todos los estudiantes para evitar más reducciones de notas.

—–

Reducen saldo mortal del Covid en Inglaterra en 5.400

El número de muertes por coronavirus en Inglaterra se revisará a la baja en más de 5.000 casos debido a las preocupaciones de que más de una de cada 10 muertes no debieron haberse incluido en la cifra oficial.

El Gobierno ha anunciado un nuevo estándar en todo Reino Unido sobre cómo registra el número de víctimas oficial el miércoles, después de que saliera a la luz que miles de personas en Inglaterra, que pudieron haberse recuperado del virus antes de morir, aún así fueron contabilizadas en las cifras oficiales.

Los cambios significan que 5.377 muertes ya no se incluirán en el total oficial de Public Health England, lo que resultará en una disminución en el total de Reino Unido de 46.706 a 41.329 — una reducción del 11,5%.

A partir de ahora, el número oficial de muertos del Gobierno solo incluirá a las personas que murieron dentro de los 28 días posteriores a la prueba positiva del virus, un cambio que alinea a Inglaterra con otras partes de Reino Unido. Anteriormente, se incluían las muertes en Inglaterra de cualquier persona que hubiera fallecido después de una prueba de coronavirus positiva en cualquier momento.

El análisis de los datos por parte del Gobierno encontró que el 96% de las muertes ocurrieron dentro de los 60 días, o tenían Covid-19 en el certificado de defunción, mientras que el 88% de las muertes ocurrieron dentro de los 28 días de una prueba positiva.

Los anuncios del número diario de muertos se suspendieron a mediados de julio, después de que el ministro de sanidad Matt Hancock anunciara una revisión de las muertes incluidas en la cifra del gobierno.

En ese momento, Hancock afirmó que las cifras de Public Health England estaban exagerando el número de muertos por Covid-19.

Existe una discrepancia entre las cifras de la Oficina de Estadísticas Nacionales (ONS), que cuenta las muertes en las que se menciona Covid-19 en el certificado de defunción e incluye muertes en todos los entornos, y los datos de PHE, que cubren las muertes en hospitales o aquellas vinculadas a un prueba de Covid positiva.

Es probable que las cifras oficiales de PHE sigan siendo una subestimación significativa del número real de muertes. Las producidas por coronavirus que registró la ONS son casi un tercio más altas que la cifra del Gobierno.

Las nuevas cifras de PHE — que cubren el período hasta el 12 de agosto — informan que el número de muertos fue de 36.695 para Inglaterra, mientras que la ONS informó que ocurrieron 49.183 antes del 31 de julio de 2020, pero se registraron el 8 de agosto.

Sin embargo — debido a las diferencias en la forma en que se cuentan las muertes — los expertos advierten que no deben basarse únicamente en las estadísticas de muerte de Covid-19. El exceso de muertes — que compara el número de muertes en una semana determinada con el promedio de cinco años — se entiende ampliamente como el “estándar de oro” para medir el impacto del coronavirus.

Reino Unido tiene uno de los índices de muertes en exceso más altos de Europa. El número total de muertes en exceso superó las 65.000 en todo Reino Unido, entre las primeras muertes por coronavirus registradas a mediados de marzo y las de fines de junio.

—–

Foto del accidente de tren en Stonehaven (Aberdeenshire), en el que se han producido tres muertos después de un descarrilamiento en esta localidad escocesa donde un pasajero, un conductor y un tripulante murieron después de que cuatro vagones se salieran de las vías en el área, afectada por inundaciones.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s