Cómo dio la vuelta al mundo la ‘mano de Dios’ de Maradona

Crédito: Flickr/ Nazionale Calcio – CC BY 2.0

LONDRES, 25 Nov. (Reuters) – Se convirtió en el comentario deportivo más icónico de todos los tiempos, pero el mundo de habla inglesa casi no ha llegado a escuchar la concisa reflexión de Diego Maradona sobre su famoso gol en la derrota de Argentina por 2-1 sobre Inglaterra, en el Mundial de México 86.

Rex Gowar — corresponsal de deportes de Reuters — se encontraba en las entrañas del Estadio Azteca después del partido, cuando Maradona confesó haber hecho la trampa más comentada en la historia del fútbol.

“Era mi primer Mundial con Reuters,” ha recordado Gowar — quien conoció a un adolescente Maradona en Buenos Aires como fotógrafo de un periódico argentino —  el miércoles, después de conocer la noticia de la muerte de la estrella del fútbol a los 60 años de edad.

“Estábamos cerca de los vestuarios con un grupo de cronistas de fútbol argentinos. Era el tipo de tumulto normal después de un partido de esa importancia.”

Si bien en esa época no había teléfonos móviles, redes sociales ni cobertura de noticias continua de 24 horas, la indignación ya se estaba gestando después de que las repeticiones de televisión empezaran a mostrar claramente que Maradona había usado la mano para superar al portero de Inglaterra Peter Shilton en el primer gol de Argentina, en su victoria por 2-1.

El hecho de que su segundo gol — unos minutos después — fuera una obra de arte, se vio ensombrecido por la furiosa polémica sobre el primero. Para echar gasolina al fuego, Maradona pronunció las palabras que llenaron las páginas deportivas de todo el mundo.

“Un poco con la cabeza de Maradona y otro poco con la mano de Dios,” dijo Maradona a los pocos reporteros que buscaban la frase del día. Era oro en polvo.

“Yo fui parte del tumulto que escuchó la cita,” dijo Gowar, quien cubrió los cuatro mundiales de Maradona y diez en total. “La cita salió como resultado de las preguntas que todos le hacíamos. Nadie sabe a quién se lo dijo exactamente pero, por supuesto, tan pronto como escuché la cita, me impresionó y ciertamente impresionó a mi oficina.”

La manada de medios ingleses buscaba desesperadamente alguna explicación para el nuevo intento fallido por la gloria de un equipo que trataba de reeditar su victoria en el mundial de 1966, bordando el intento inglés con una sensación de injusticia ante el descarado acto de engaño de Maradona.

Sin embargo, sin traducciones oficiales, no debieron haber sabido de la admisión de Maradona hasta que el cable de Reuters llegó a sus oficinas. Algunos, dice Gowar, no creyeron que Maradona realmente hubiera dicho la frase — quizá molestos por haberse perdido la cita de la década.

Mientras los escritores de fútbol de Inglaterra montaban en cólera, sus homólogos argentinos elogiaban a Maradona.

“No estaban tratando de discutir que él hubiera usado la mano,” recuerda Gowar. “Sabían lo que había sucedido, pero pensaron que era muy descarado de su parte. Estaban demasiado asombrados de que hubiera logrado salirse con la suya.”

Curiosamente, Gowar casi se pierde el histórico momento después de que se pegara un resbalón en el baño de su hotel, la misma mañana del partido. “Luego de frenar mi caída con el codo derecho, donde todavía llevo la cicatriz, improvisé un vendaje y me dirigí al Estadio Azteca,” dice en su relato de aquel día.

“¿Creíamos los argentinos entonces que Inglaterra sería solo un obstáculo fácil más por superar en su camino hacia el que sería su segundo título mundial? Es fácil pensar eso ahora, pero Maradona tenía un truco bajo la manga por si acaso.”

En lo alto de la tribuna de prensa, Gowar describió el momento que se convertiría en parte de la leyenda del deporte.

“Mis colegas de Reuters se sorprendieron cuando Maradona, fingiendo haber anotado de cabeza el primer gol, salió corriendo para celebrar. El árbitro, señalando el punto central, estaba rodeado de jugadores de Inglaterra que le exigían que cobrara mano,” afirmó.

“La tribuna de prensa en la parte alta del tercer nivel del gigante estadio, muy lejos de la portería donde anotó, emitó inmediatamente un sonoro murmullo, sin poder creer que el árbitro no hubiera visto la trampa.”

Pocos periodistas pueden presumir de la visión del reportero bilingüe sobre la notable carrera futura de Maradona.

Gowar entrevistó en exclusiva a un Maradona de 19 años en abril de 1980, semanas antes de que hipnotizara a Inglaterra en Wembley en la gira europea de su equipo — entonces campeón del mundo vigente — y estuvo también en Estados Unidos catorce años después, cuando el sueño de Maradona de ganar su segunda Copa del Mundo terminó destrozado por una prueba de dopaje positiva.

“También hizo añicos nuestro sueño,” dijo Gowar.


Artículo de Martyn Herman
Publicado en Reuters UK el 
miércoles, 25 de noviembre de 2020

Traducido al español por Alejandro Tellería-Torres

Enlace al artículo original en inglés: https://uk.reuters.com/article/uk-soccer-argentina-maradona-reuters/how-maradonas-hand-of-god-quote-went-round-the-world-idUKKBN2853CH

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s