‘Gráficas de saldo mortal eran incorrectas’

THE DAILY TELEGRAPH — VIERNES, 6 DE NOVIEMBRE DE 2020

Obligan al Gobierno a publicar nuevamente gráficas clave utilizadas para justificar segundo confinamiento luego de admitir exageración en proyección de muertes

Las proyecciones oficiales que llevaron a Reino Unido a un segundo confinamiento se han revisado disimuladamente para que ya no sugieran que, en los próximos días, las muertes vayan a superar a las del pico de la primera ola, ha conocido The Daily Telegraph.

Las gráficas presentadas en una conferencia de prensa televisada en Downing Street el sábado sugirieron que Reino Unido tendría hasta 1.500 muertes por Covid diarias a principios de diciembre, mucho más allá de las cifras observadas en la primera ola.

Sin embargo, los documentos publicados por el Gobierno muestran que las cifras eran demasiado altas y «se han modificado después de haberse encontrado un error». El pronóstico ha sido revisado, reduciéndose el límite superior de la escala a alrededor de 1.000 muertes por día para el 8 de diciembre, a la par con el pico de la pandemia en abril.

Al presentar las gráficas el sábado Sir Patrick Vallance, asesor científico en jefe de Boris Johnson, dijo que las estadísticas — que cubrieron un período de seis semanas — presentaban «una imagen muy sombría» con «mayor certeza» que la que podría proporcionar el modelado a largo plazo.

Aún así, la Oficina del Gobierno para la Ciencia ha corregido dos de las diapositivas, reduciendo en un tercio tanto el extremo superior del rango de muertes como el de ingresos hospitalarios. La presentación — que sugería que las admisiones hospitalarias diarias podrían alcanzar hasta 9.000 a principios de diciembre en el límite superior del rango — se ha reducido a 6.000 en las diapositivas actualizadas.

El hecho se produce días después de que trascendiera que el modelo separado que muestra el peor de los casos — de 4.000 muertes al día a fines de diciembre — se basó en datos desactualizados, que también se han actualizado desde entonces.

La revelación llevó a la ex primera ministra Theresa May a cuestionar el uso de estadísticas por parte del Gobierno, y a preguntarse «si las cifras se eligen para respaldar la política, en lugar de que la política se base en las cifras».

El jueves por la noche el destacado científico Carl Heneghan, catedrático de la Universidad de Oxford, dijo que se descubrió que los gráficos presentados el fin de semana estaban «plagados de errores», lo que generó preocupaciones de que el deseo de confinar al país hubiera hecho que los pronósticos fueran «sistemáticamente» exagerados.

Greg Clark, presidente del comité de ciencia y tecnología de la Cámara de los Comunes, dijo que la admisión tardía de errores era «una gran preocupación», y agregó que los cambios en el rango superior en el pronóstico sobre las admisiones hospitalarias eran particularmente preocupantes ya que esta era «la proyección clave «en el caso del confinamiento.

Steve Baker — parlamentario conservador que recibió un informe sobre las proyecciones antes de la sesión informativa de Downing Street — dijo: «El Gobierno debe aceptar que la confianza pública se basa en no pasarse de la raya.»

El jueves, el organismo de control de estadísticas de Reino Unido criticó al Gobierno por la falta de transparencia sobre los datos que impulsan sus políticas de confinamiento, advirtiendo que los fallos podrían crear confusión y socavar la confianza pública.

– En otros sucesos, el canciller Rishi Sunak ha extendido el plan de furlough — según el cual el Tesoro cubre el 80 por ciento de los salarios de los empleados que no pueden trabajar, hasta marzo.

– Asimismo, el ministro de exteriores Dominic Raab anunció que se estaba autoaislando después de haber entrado en contacto con un contagiado de coronavirus.

– Matt Hancock, el ministro de sanidad, dijo que durante el confinamiento se permitía a las personas viajar al extranjero con propósitos de muerte asistida.

El sábado pasado, cuando Boris Johnson anunció el confinamiento, Sir Patrick presentó una serie de diapositivas sobre las perspectivas de la pandemia, incluido el gráfico de 4.000 muertes ahora en disputa.

El martes, Sir Patrick y el profesor Chris Whitty, el director médico, fueron interrogados por el comité de ciencia y tecnología de Commons sobre el uso de escenarios de modelado que, según los parlamentarios, habían asustado al público.

Sir Patrick dijo que «lamentaba» no haber dejado claro que estos escenarios eran modelos, no proyecciones, y «no eran tan confiables» como los pronósticos a seis semanas que también había presentado. Dijo a los parlamentarios: «Las gráficas correctas en las cuales centrarse son las proyecciones a mediano plazo, a seis semanas,» que describen las diapositivas sobre las admisiones hospitalarias y las muertes como «las importantes».

En medio de amargas disputas sobre los escenarios a largo plazo, el profesor Whitty dijo que «nunca había usado nada más allá de las seis semanas en nada de lo que le he dicho a ningún ministro sobre este tema».

A pesar de ello, un apéndice a las diapositivas publicadas ha revelado que estos pronósticos contenían errores importantes. Una nota agregada a la presentación decía: «Los gráficos de las diapositivas 4 y 5 se han modificado después de que se encontrara un error en los rangos intercuartílicos para las proyecciones a mediano plazo del SPI-M [Grupo científico de modelado de influenza pandémica de SAGE].»

«Esto no afecta los conocimientos que se pueden extraer de este análisis.»

Aunque los pronósticos centrales permanecen sin cambios, pronosticando 750 muertes por día y 4.290 ingresos hospitalarios para el 8 de diciembre, el límite superior del rango se ha revisado a la baja. En lugar de 1.500 muertes, sugiere una cifra superior de 1.010, mientras que el rango superior de ingresos hospitalarios diarios cae de alrededor de 9.000 a 6.190.

Los cambios alteran significativamente la apariencia de los gráficos, lo que significa que el sombreado ya no sugiere que las muertes en las semanas hasta el 8 de diciembre puedan ser mayores a las de la primera ola.

El profesor Heneghan — director del Centro de Medicina Basada en Evidencia de la Universidad de Oxford — expresó su preocupación por el uso «sistemático» de datos incorrectos para llevar al país al confinamiento y dijo: «Realmente me preocupa que, en asuntos que son tan importantes, nos encontremos con que los datos están absolutamente plagados de errores.»

«No sé si los datos se están procesando rápidamente o si lo que estamos viendo es un sesgo que se está introduciendo, pero lo que estamos viendo parece sistemático. Todos los errores son consistentemente en una dirección, por lo que debemos preguntarnos si han sido cometidos para adaptarse a políticas que quieren implantar, como el confinamiento.»

Instó a los ministros a ser más transparentes, diciendo que las revisiones de los datos no deben ser «ocultadas a hurtadillas» y agregó: «Estamos en una era en la que el cumplimiento público [public compliance] es esencial para la salud pública y, a su debido tiempo, necesitaremos que las personas se vacunen. Esto requiere que la gente confíe en el Gobierno.»

Las proyecciones SPI-M, fechadas el 28 de octubre, fueron una parte central de la presentación del fin de semana, y Sir Patrick y el profesor Whitty enfatizaron desde entonces que eran más confiables que los escenarios a largo plazo.

El subgrupo SPI-M está conformado, entre otros, por el subdirector médico, profesor Jonathan Van Tam; el profesor Neil Ferguson del Imperial College London y el profesor John Edmunds, de la London School of Hygiene and Tropical Medicine — todos los cuales han abogado por la acción nacional.

En una reunión informativa de Downing Street el jueves, Sir Simon Stevens, jefe del NHS, dijo que los servicios ahora se ocupan del equivalente a 22 hospitales llenos de pacientes de Covid.

En medio de las crecientes disputas sobre las cifras presentadas en el caso de confinamiento, contrastó los datos del NHS con otros gráficos, diciendo: «Esos son hechos. No son proyecciones ni pronósticos ni especulaciones. Estos son los pacientes en el hospital, hoy».

«Y cuando pensamos en las próximas semanas, en cierto sentido, ya sabemos lo que es probable que vaya a suceder, porque el contagio de hoy es el libro de pedidos de cuidados intensivos durante quince días.»

Anteriormente la profesora Yvonne Doyle, directora de protección sanitaria de Public Health England (PHE), defendió los modelos utilizados para justificar el segundo confinamiento nacional, diciendo que fueron «presentados para ayudar a la planificación».

La Oficina de Regulación de Estadísticas ha criticado al Gobierno por la falta de transparencia en la publicación de datos sobre la pandemia, en medio de la preocupación de que no publicara las fuentes de datos, modelos o suposiciones sobre el caso de confinamiento durante varios días después de la presentación televisada, haciéndolo solamente la noche anterior a que los parlamentarios votaran las restricciones.

En una fuerte declaración, dijo: «El uso de datos no ha sido respaldado de manera consistente por información transparente proporcionada de manera oportuna. Como resultado, existe el potencial de confundir al público y debilitar la confianza en las estadísticas.»

Un portavoz del Gobierno dijo: «La principal proyección de consenso permanece intacta. Los datos todavía muestran claramente, y el consenso se mantiene, que sin intervención es probable que excedamos la primera ola de ingresos hospitalarios y muertes en cuestión de semanas.»

Información sobre COVID-19 de la reunión del consejo del distrito de Southwark (Londres)

Ahora hay una amplia transmisión comunitaria de COVID-19 por todo Londres

MENSAJES CLAVE

La capacidad de pruebas en todo Londres se ha incrementado significativamente desde mediados de septiembre

– Ha habido casi 4.000 pruebas comunitarias en Southwark la semana pasada

– El plazo de entrega de las pruebas varía de 1 a 3 días dependiendo en la ruta de cada prueba

Los niveles de rastreo de contactos han mejorado sustancialmente en semanas anteriores, siendo Southwark una de las autoridades locales que mejor desempeño tienen en todo Londres

– 85% de los casos en Southwark tienen un seguimiento efectivo, comparado con el 80% de Londres en conjunto

– 66% de contactos en Southwark tienen un seguimiento efectivo, comparado con el 59% de Londres en conjunto

Aunque el número de casos confirmados de COVID-19 se ha reducido en días recientes, esperamos que las cifras se incrementen en las próximas semanas

– 377 casos confirmados de COVID-19 en Southwark en la semana que terminó el 30 de octubre

– La incidencia en Southwark se mantiene ligeramente menor a la de todo Londres

El NHS aprecia cantidades cada vez mayores de pacientes hospitalizados con síntomas de COVID-19

– Casi 1000 pacientes ingresados en hospitales de Londres con síntomas de COVID-19

– Las cifras en hospitales locales están en aumento


MÁS INFORMACIÓN (EN INGLÉS):

Ayuntamiento / Municipalidad de Southwarkhttps://www.london-se1.co.uk/

Twitter: London SE1 Community Website – @se1

Canciller extiende ‘furlough’ hasta finales de marzo

Credit: Pippa Fowles / Flickr – Downing Street / Creative Commons 2.0 Licence

Sunak: trabajadores recibirán 80% de su salario después del confinamiento

Rishi Sunak ha confirmado que el plan de furlough — como se conoce al sistema gubernamental que paga el sueldo de empleados que no pueden trabajar — por el coronavirus se extenderá hasta finales de marzo.

El Canciller británico dijo que los empleados en furlough recibirán el 80% de sus salarios si sus empresas se han visto obligadas a cerrar bajo medidas de bloqueo.

Dijo que el Gobierno tenía como objetivo poner fin al confinamiento nacional en Inglaterra el 2 de diciembre como está planeado, pero el apoyo del furlough continuaría independientemente.

En un importante cambio de dirección, Sunak descartó su plan para cortar el furlough al final del confinamiento de cuatro semanas y, en cambio, lo extendió hasta marzo.

El plan se aplicará en todo Reino Unido, con financiación garantizada por adelantado para que las administraciones descentralizadas aumenten su presupuesto en £2.000 millones.

Sunak dijo que las medidas no estaban vinculadas al nivel en el que se encuentre un área, si el país regresara al antiguo sistema después del fin de las restricciones nacionales.

El Tesoro revisará el programa en enero.

La subvención de apoyo a los ingresos para los autónomos también aumentará del 55% al ​​80% de las ganancias promedio, hasta £7.500, afirmó el canciller.

Sunak agregó que espera que las medidas den a las empresas un «inmenso consuelo» antes de un «invierno difícil».

Asimismo, rechazó las críticas a su cambio de dirección diciendo que es una «fortaleza» cambiar de postura a medida que varíen las circunstancias.

Hablando en la Cámara de los Comunes, Sunak dijo: «Podemos anunciar hoy que el furlough no se extenderá por un mes, sino que se extenderá hasta finales de marzo.»

«El Gobierno seguirá ayudando a pagar los salarios de las personas hasta el 80% de la cantidad normal. Todo lo que los empleadores tendrán que pagar por las horas no trabajadas es el costo de los NIC del empleador y las contribuciones a las pensiones.»

«Revisaremos la política en enero para decidir si las circunstancias económicas están mejorando lo suficiente como para pedir a los empleadores que contribuyan más.»

Sunak dijo que se vio obligado a adaptar el apoyo a medida que el virus avanza en espiral en Reino Unido en los meses de invierno.

«Sé que las personas se habrán sentido frustradas por los cambios que ha introducido el Gobierno durante las últimas semanas,» dijo.

«Tuve que hacer ajustes rápidos a nuestros planes económicos a medida que se aceleraba la propagación del virus.»

Por su parte, la canciller de la oposición Annaliese Dodds acusó a su contraparte del Partido Conservador de estar «siempre un paso atrás».

«Ahora, cuando se anunció el confinamiento, el primer ministro dijo que el furlough se extendería por un mes, cinco horas antes de que el plan termine,» anotó.

“Dos días después, al darse cuenta de que los autónomos habían sido olvidados, hubo un cambio de última hora en el esquema de autónomos. Y ahora, más cambios.»

«Esta es la cuarta versión que da el canciller de su plan económico de invierno en sólo seis semanas. El canciller puede cambiar de opinión en el último minuto, pero las empresas no.»

«Necesitamos un canciller que esté al frente de los problemas que enfrentamos, no uno que siempre esté un paso atrás.»

La secretaria general de la central sindical TUC, Frances O’Grady, dijo que la extensión del furlough es un «paso positivo», pero expresó su preocupación por los persistentes vacíos en el paquete de apoyo.

«No es correcto pedir a millones de trabajadores mal pagados en furlough que sobrevivan con menos del salario mínimo. El Canciller debe componer el programa para que esos salarios sean completados hasta el 100%,» añadió.

“Y debe ofrecerse para ayudar a esos trabajadores autónomos que están quedando atrapados en los vacíos del sistema.»

“También necesitamos un impulso urgente tanto de la paga por enfermedad como del crédito universal. Nadie debería verse sumido en dificultades económicas si tiene que autoaislarse o si pierde su trabajo.»

Anteriormente, Sunak también respaldó la iniciativa del Banco de Inglaterra de inyectar £150.000 millones a la economía a través de su programa de flexibilización cuantitativa (QE).

«Nuestro apoyo a las políticas se está adaptando al curso del virus y las necesidades de la economía, a través de la extensión del programa de retención de empleo por coronavirus y los programas de préstamo comercial,» sentenció.


Artículo de Lizzy Dodds

Publicado en Daily Mirror el jueves, 5 de noviembre de 2020
Traducido al español por Alejandro Tellería-Torres

Enlace original: https://www.mirror.co.uk/news/politics/breaking-rishi-sunak-announces-furlough-22962474

Furia de parlamentarios conservadores por confinamiento en Inglaterra

THE GUARDIAN — JUEVES, 5 DE NOVIEMBRE DE 2020

Theresa May se abstiene e Iain Duncan Smith vota en contra del cierre nacional de cuatro semanas aprobado por el Parlamento

Inglaterra comenzará su segundo confinamiento a nivel nacional el jueves a pesar de una contundente votación, en la que la estrategia del coronavirus de Boris Johnson fue rechazada por decenas de sus propios parlamentarios.

Destacados conservadores como los exlíderes Theresa May e Iain Duncan Smith estuvieron entre quienes atacaron la gestión hecha por Downing Street de la pandemia, que se cobró casi 500 vidas en todo Reino Unido el miércoles (24% más que el día anterior) y dejó a más de 12.000 personas hospitalizadas.

NHS England advirtió que dentro de dos semanas se podrían llenar más camas de hospital que en el punto álgido de la primera ola, y dijo que su alerta aumentaría a Nivel 4 a partir del jueves — lo que significa que la respuesta a la pandemia se manejaría a nivel nacional en lugar de regional.

Es probable que la orden de permanecer en casa de cuatro semanas que comienza el jueves — en la que todas las tiendas y locales no esenciales tendrán que cerrar — esté más vigilada que el primer confinamiento nacional en marzo, después de que la ministra del interior Priti Patel dijera a las fuerzas del orden que Johnson esperaba que «fortalecieran la aplicación» de las nuevas reglas.

La Cámara de los Comunes aprobó las nuevas medidas el miércoles por 516 votos contra 38, y los partidos de oposición respaldaron al Gobierno.

Treinta y cuatro parlamentarios conservadores votaron en contra del confinamiento de cuatro semanas, pilar central del plan de Downing Street para contener el virus, y varios dijeron que no podían respaldar ninguna extensión más allá del 2 de diciembre, en que debe terminar. May fue una de los parlamentarios que se alinearon para criticar al Gobierno, diciendo que no se habían presentado datos que justificaran las reglas.

En un intento final por sofocar una revuelta sustancial, Johnson había instado a los rebeldes de su partido a «dejar de lado las diferencias», pero May dijo que la posible necesidad de una serie continua de confinamientos causaría un «daño irreparable» a la economía y tendría un «impacto significativo en la calidad de vida», mientras que al sistema de niveles regionales no se le había dado suficiente tiempo para funcionar. Liverpool — ciudad que ha estado bajo medidas de Nivel 3 — redujo a la mitad su número de casos lo que, según la exmandataria, sugería que el enfoque localizado podría estar funcionando.

Duncan Smith dijo que los datos utilizados para poner a Inglaterra bajo llave se habían «desmoronado en los últimos días», refiriéndose también al número de casos en Liverpool. Dijo que no votaría por el plan del Gobierno y que creía que la filtración de los planes de confinamiento el viernes había «obligado al Gobierno» a anunciar las medidas.

Muchos parlamentarios conservadores se sorprendieron por el abrupto abandono por parte del primer ministro de las restricciones regionales escalonadas — que había estado defendiendo con firmeza días antes del anuncio del sábado.

Los científicos creen que la tasa R todavía está por encima de 1 en la mayor parte del país, lo que significa que — aunque las tasas de contagio se están desacelerando en Liverpool y otras áreas de Nivel 3 — la disminución no es suficiente para evitar una segunda ola prolongada y un exceso de muertes.

May se abstuvo de votar en contra de las medidas de confinamiento pero Duncan Smith sí lo hizo, al igual que una serie de otros exministros como Steve Baker y Esther McVey, y el presidente del influyente 1922 Committee, Graham Brady.

El Gobierno también publicó consejos para personas definidas como “clínicamente extremadamente vulnerables” (CEV) el miércoles, horas antes de que comenzara el confinamiento. El grupo CEV incluye aquellos con sistemas inmunológicos reducidos, cánceres específicos o afecciones respiratorias graves como la fibrosis quística. Se les recomienda encarecidamente que se queden en casa en todo momento, a menos que vayan a hacer ejercicio o a una cita médica.

Las personas con enfermedad renal crónica (etapa 5) y las que se someten a diálisis, así como los adultos con síndrome de Down, están siendo agregadas a la lista de protección por el NHS debido a nueva evidencia sobre grupos con mayor probabilidad de tener una enfermedad grave por Covid- 19.

Durante el debate de los Comunes, Johnson prometió que el confinamiento terminará el 2 de diciembre y que los ministros buscarán un «nuevo mandato» sobre lo que venga después.

“Es correcto que los miembros de todos los lados de esta cámara tengan las dudas que se han expresado, que busquen respuestas mías y me hagan un escrutinio,” dijo. «Pero si bien me duele pedir tales restricciones a la vida, la libertad y los negocios, no tengo ninguna duda de que estas restricciones representan el mejor y más seguro camino para nuestro país, nuestra gente y nuestra economía.»

Johnson no permaneció en los Comunes durante el discurso de May, lo que provocó gritos de indignación en la bancada de la oposición. Pero le dijo a los parlamentarios anteriormente: “Sé que hay muchos en esta cámara que están preocupados por cuánto tiempo podrían durar estas medidas, y que si la gente vota a favor de esta reglamentación hoy, de repente podrían verse atrapados en estas medidas nacionales por meses enteros.»

“Así que voy a ser honesto con la Cámara. Por supuesto que no puedo decir exactamente dónde estará la epidemiología para el 2 de diciembre, pero lo que puedo decir es que las medidas nacionales que espero la cámara vote esta noche tienen un límite de tiempo … tienen un vencimiento legal.»

El primer ministro reiteró que el colapso del NHS podría tener consecuencias desastrosas. “Significa que el preciado principio de cuidar a todos los que lo necesitan, quienquiera que sean, cuando lo necesiten, ese principio puede romperse por primera vez en nuestra experiencia,” dijo. “Significa que aquellos que están enfermos y que sufren y necesitan ayuda podrían ser rechazados porque no habría lugar en nuestros hospitales.”

Brady dijo que votaría en contra del Gobierno “con la mayor convicción que he tenido para emitir un voto en estos 23 años [como parlamentario]”. Dijo: “Creo que hay una arrogancia, quizás involuntaria, al asumir el Gobierno que tiene derecho […] a decirle a la gente si pueden visitar a sus padres ancianos en un hogar de ancianos, si tiene el derecho de decirles a los padres que no pueden ver sus hijos o nietos, si tuvieran algún derecho, por amor de Dios, a decirle a adultos hechos y derechos con quién se les permite dormir.»

Baker dijo que votaría en contra de las medidas «con el corazón apesadumbrado», debido a las dudas sobre los datos presentados a los parlamentarios. Dijo que Reino Unido debe «mejorar los estándares en el Gobierno para que nunca más veamos un modelo como este, que se evapora como la niebla de la mañana bajo la luz del sol a la menor inspección minuciosa».

Sin embargo, dijo que había una necesidad crucial de cumplir con las nuevas reglas — una pulla directa al asesor del primer ministro, Dominic Cummings, quien rompió las reglas del último confinamiento. “No más pruebas oculares innovadoras,” dijo Baker.