Adiós, Long-Bailey

METRO — VIERNES, 26 DE JUNIO DE 2020

Nuevo líder laborista despide a rival electoral aliada de Corbyn por antisemitismo

Sir Keir Starmer ha despedido de modo fulminante a una de sus líderes acusada de alentar el antisemitismo.

El líder laborista notificó de su decisión a Rebecca Long-Bailey — la rival a quien derrotó en los comicios que reemplazaron a Jeremy Corbyn — luego de que la ministra de educación de la oposición compartiera, en redes sociales, afirmaciones infundadas de que Israel era culpable del asesinato de George Floyd en los Estados Unidos.

Varios pesos pesados de la ​​política dijeron que la decisiva acción — en contraste con la renuencia de Boris Johnson a despedir a sus colegas estando bajo fuego — muestra que Sir Keir es suficientemente estricto para llevar al laborismo al poder.

Por su parte, líderes judíos dijeron que mostraba que hablaba en serio sobre terminar con el antisemitismo en las filas del partido, que campeó durante la gestión de su antecesor en la presidencia del laborismo.

Sin embargo Long-Baileyallegada de Corbyn — fue defendida por algunos partidarios como el excanciller de oposición John McDonnell, quien dijo que no mereció haber sido destituida.

La disputa explotó gracias a los comentarios de la actriz Maxine Peake en una entrevista. La estrella de la serie de televisión Dinnerladies dijo al diario The Independent: “Tácticas utilizadas por la policía en Estados Unidos, como mantener la rodilla sobre el cuello de George Floyd, se aprendieron en seminarios con los servicios secretos israelíes.”

La actriz, cuya posición laborista pro-Corbyn es conocida, fue acusada de respaldar teorías de la conspiración antisemitas al culpar del asesinato — el cual inició las protestas globales de Black Lives Matter — al único estado judío del mundo.

Para matizar, Peake emitió una aclaración anoche aceptando que las afirmaciones no eran ciertas, y diciendo que considera que el antisemitismo es “aborrecible”.

Después de que el artículo apareciera en la mañana del jueves Long-Bailey lo tuiteó, llamando a Peake de “absoluta joya”.

Al empezar las críticas, Long-Bailey dijo que estaba elogiando los “significativos logros” de Peake y no “todos los aspectos del artículo”. Aún así, Sir Keir reveló alrededor de las 3 de la tarde que había sido destituida del cargo de ministra de educación de la oposición.

“Compartir ese artículo fue incorrecto porque contenía teorías de conspiración antisemitas,” dijo el actual líder laborista.

El excanciller conservador George Osborne tuiteó en respuesta: “Este tío va muy serio acerca de entrar en Downing Street.”

Asimismo, el ex primer ministro laborista Tony Blair dijo que Sir Keir “parece que puede ser primer ministro”.

De otro lado, McDonnell dijo en su cuenta de Twitter: “A lo largo de la discusión sobre el antisemitismo, siempre se ha dicho que las críticas a las prácticas del estado israelí no son antisemitas.”

“Por lo tanto, no creo que este artículo lo sea, ni que @RLong_Bailey debiera haber sido destituida.”

A pesar de ello, la Junta de Diputados de Judíos Británicos — una de las asociaciones comunales más grandes y antiguas del país — agradeció a Sir Keir por “respaldar sus palabras con acciones sobre el antisemitismo”.

Además, la parlamentaria laborista judía Dame Margaret Hodge dijo: “Esto es tolerancia cero.”

———

Policía obligada a patrullar playas porque público ignora peligro de rebrote

La policía se ha visto obligada a patrullar las playas de Gran Bretaña ayer, al notarse el desdén de los bañistas acudiendo a la costa a pesar de las advertencias de un segundo pico de coronavirus.

El consejo de Bournemouth declaró un ‘incidente importante’, después de que la localidad portuaria quedara colapsada por 500.000 visitantes apiñados en sus arenas en el día más caluroso del año.

Asimismo, mientras la policía dispersaba a escandalosos adolescentes en Hove (East Sussex) y Formby (Merseyside), otro ayuntamiento costero pidió que se enviara al ejército.

Ron Woodley, subdirector del ayuntamiento de Southend, dijo que los residentes locales tenían miedo de abandonar sus hogares debido al comportamiento antisocial en sus calles. “Si no tenemos suficientes policías, entonces saquemos a las fuerzas armadas a las calles,” dijo. “No queremos estar en un estado militar, pero sí queremos estar seguros.”

Atascos de tráfico de varias millas de largo se formaron en Camber Sands (East Sussex) y hacia Bournemouth, donde los conductores quedaron atrapados en colas de hasta dos horas. Asimismo, voluntarios que intentaron organizar el tráfico vehicular en Dorset recibieron trato abusivo e incluso escupitajos.

Algunos de los visitantes de Bournemouth habían llegado desde lugares tan lejanos como Birmingham, y algunos acamparon ilegalmente en la playa durante la noche.

Mientras el número de muertos aumentaba ayer en 149 a 43.230, los médicos advirtieron que los veraneantes se estaban poniendo a sí mismos y a otros en peligro creciente de contraer el Covid-19.

Escenas caóticas se produjeron a medida que las temperaturas se elevaban por sobre los 30°C (86°F), y la Oficina Meteorológica pronosticaba tormentas esporádicas para hoy.

El ministro de sanidad Matt Hancock advirtió anoche que los ministros tienen la potestad de cerrar playas si no se observa el distanciamiento social. “No quiero usarla porque la gente ha tenido un confinamiento bastante duro,” dijo a TalkRadio.

“Tenemos esta potestad, y si vemos un aumento en el número de casos, tomaremos medidas.”

Por su parte, la doctora de televisión Hilary Jones quedó horrorizada por las multitudes. “Sé que es tentador ir a la playa, pero hay muchos espacios abiertos que pueden no ser tan hermosos pero son más seguros. Aún no hemos salido de la primera ola,” dijo al programa Good Morning Britain de la cadena ITV.

Después de que los trabajadores de Bournemouth recogieran el miércoles 33 toneladas de basura en las playas, la líder del ayuntamiento Vikki Slade dijo: “Estamos completamente horrorizados por las escenas que hemos presenciado en nuestras playas.”

‘El comportamiento y las acciones irresponsables de tantas personas es impactante, y nuestros servicios se han debido emplear hasta el límite tratando de mantener a todos a salvo.”

“No hemos tenido más remedio que declarar un incidente importante e iniciar una respuesta de emergencia.”

El jefe de policía asistente de Dorset, Sam de Reya, instó: ‘Estos son tiempos sin precedentes y estamos instando a las personas a mantenerse alejadas de la playa de Bournemouth y otras playas de Dorset. Claramente, todavía estamos en una crisis de salud pública.”

Tobias Ellwood, parlamentario por Bournemouth East, pidió al Gobierno que envíe más dotación policial, diciendo que Gran Bretaña experimentó “una tormenta perfecta, clima increíblemente bueno y la flexibilización de algunas reglas por el Covid-19”.

“Los egoístas amenazan con prolongar la pandemia y ensucian nuestras hermosas playas,” agregó.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s