Autoridades turísticas británicas exigen ayuda para salvar a la industria de la ruina financiera

Image

i — JUEVES, 30 DE JULIO DE 2020

Aeropuertos y líneas aéreas piden cambio de políticas de cuarentena luego de significativas pérdidas financieras

El Gabinete está bajo crecientes presiones de autoridades turísticas y políticos laboristas y conservadores de alto rango para cambiar las reglas aduaneras, en medio de crecientes temores sobre el futuro de los sectores turístico y aeronáutico.

El Gobierno ha estado en desacuerdo con las aerolíneas y los aeropuertos más importantes de Reino Unido sobre sus estrictas medidas de cuarentena, y su enfoque general para eliminar a varios países de su lista de viajes seguros.

En una carta dirigida al primer ministro, 47 de las principales aerolíneas, agencias de viaje y aeropuertos británicos le han exigido una reunión «urgente» para discutir cómo se pueden cambiar las políticas del Gobierno para facilitar más viajes.

Advertencias de cuarentena

La comunicación escrita se produce luego de que el ministro de transportes británico Grant Shapps — quien ha retornado antes de tiempo de sus propias vacaciones en España — advirtiera que «no puede descartar» la inclusión de otros países en las medidas de cuarentena de Reino Unido.

Los ministerios de Transporte y Sanidad y Asistencia Social están monitorizando de cerca los casos de Covid-19 en Bélgica, Croacia y Luxemburgo, mientras una fuente gubernamental de alto rango ha descrito la tasa de contagios en este último como «jodida». El sábado, España fue eliminada de la lista de países de viaje seguro, dejando a miles de turistas británicos enfrentando 14 días de cuarentena cuando regresen, y a otros con sus planes de vacaciones arruinados.

El presidente ejecutivo de Heathrow, John Holland-Kaye, está presionando al Gobierno para que haga pruebas masivas en las llegadas a los aeropuertos, para permitir que los viajeros eviten aislarse durante 14 días.

Este diario entiende que el aeropuerto londinense ha exigido cambios a las medidas de cuarentena como una prioridad por encima de todo, ya que busca desesperadamente abrir rutas a países de Norte y Sudamérica y al resto del mundo.

La noticia se conoce luego de la publicación de los estados financieros de Heathrow, que muestran que el aeropuerto sufrió una pérdida antes de impuestos de £1.100 millones en los primeros seis meses de 2020, frente a un saldo positivo de £7 millones en el mismo período hace un año.

Alrededor del 70 por ciento de su demanda previa a la pandemia estaba en rutas no incluidas en la lista de excepciones de cuarentena del Ministerio de Transportes.

Funcionarios analizan cómo se puede reducir la cuarentena de los 14 días actuales, con propuestas para evaluar a los pasajeros inmediatamente a su llegada y nuevamente seis o siete días después para verificar si están contagiados, pero aún no se ha tomado una decisión.

Fuentes bien ubicadas dijeron a este diario que la industria aeronáutica está recibiendo pocas respuestas por parte del Gobierno, y que los expertos atribuyen la falta de «ancho de banda» en los ministerios de Whitehall que se ocupan de la planificación del Covid-19.

Hasta ahora, el Gobierno aún no ha tomado una decisión, y el ministro de cultura Oliver Dowden ha advertido que las pruebas en el aeropuerto no son una «solución milagrosa», ya que el virus aún puede estar incubándose en los viajeros cuando llegan a Reino Unido.

Por su parte el exministro del gabinete David Davis ha instado al Gobierno a adoptar pruebas en el aeropuerto, destacando su uso en Austria. «No entiendo porqué no lo hemos hecho aún,» dijo en su cuenta de Twitter. «Nada es perfecto, es tan probable que contraigas el virus en el metro de Londres como en el avión o en vacaciones.»

El Partido Laborista, a su vez, está respaldando llamados a una doble prueba de los pasajeros que lleguen a Reino Unido, para ayudar a reducir los tiempos de la cuarentena. El líder del partido, Sir Keir Starmer, dijo que había períodos de aislamiento de «evidencia» que podrían acortarse con «pruebas realmente efectivas».

Doble prueba

«Existe la capacidad de hacer pruebas, el Gobierno necesita usar eso para hacerlas a la llegada y luego, después de un breve intervalo, porque si ese período de 14 días puede reducirse a 8, 9 o 10, obviamente sería un gran beneficio,» dijo.

Altos cargos de la industria turística como British Airways, Easyjet y Jet2, también exigen que el Gobierno introduzca «puentes aéreos regionales» para permitir que los turistas viajen libremente a regiones dentro de países — como las islas Baleares y Canarias españolas — sin cuarentena, en un intento por salvar lo que queda de la temporada de vacaciones.

A su vez, el exministro de justicia Crispin Blunt calificó la negativa del Gobierno de adoptar esta política como «tonta», destacando que partes de España y las islas españolas tenían tasas de contagio más bajas que las de Reino Unido.