Miles de ciudadanos de la UE en Reino Unido pueden perder ‘benefits’

THE INDEPENDENT — DOMINGO, 8 DE AGOSTO DE 2021

Activistas advierten que decisión post-Brexit afectará a personas vulnerables

Miles de ciudadanos de la UE residentes en Gran Bretaña enfrentan la pérdida de beneficios estatales — conocidos como benefits — si para el próximo mes no han solicitado el Settled Status [estatus de asentado] para permanecer en el país.

Activistas han advertido que la decisión del Gobierno de apartar a estos ciudadanos europeos, muchos de los cuales ni siquiera conocen la necesidad de solicitar el estatus de asentado después del Brexit, podría llevar a los vulnerables a la indigencia.

The Independent entiende que alrededor de 70.000 ciudadanos europeos que reciben beneficios aún no habían solicitado el Settled Status poco antes de la fecha límite, a finales de junio.

Una comunicación interna del Departamento de Trabajo y Pensiones (DWP), a la que ha tenido acceso The Independent, revela que las cartas de advertencia final se enviarán en septiembre a los solicitantes de beneficios europeos que aún no hayan solicitado el programa de asentamiento de la UE (EUSS).

Luego, tendrán un mes para inscribirse en el plan fuera de fecha antes de que se reduzca el pago de sus beneficios.

A pesar de la decisión del Gobierno de permitir que se consideren las solicitudes tardías al plan, los activistas temen que muchos ciudadanos europeos — como las personas vulnerables que tienen problemas con los trámites y la capacitación informática — hayan permanecido fuera de su alcance desde que pasó el plazo.

La plataforma 3million, que defiende los derechos de los ciudadanos de la UE en Reino Unido, se ha dirigido por escrito a la secretaria de trabajo y pensiones, Thérèse Coffey, instándola a repensar el plan de corte de beneficios en otoño.

«Estamos muy preocupados de que haya muchos ciudadanos del EEE [Espacio Económico Europeo] o suizos a los que se les terminará el derecho a beneficios, y serán empujados a la indigencia», dijo el jefe de política del grupo, Luke Piper, a la ministra.

“Según la correspondencia que hemos visto, esto será una consecuencia inevitable de su política y afectará a las personas que se encuentran en circunstancias muy vulnerables,» dijo Piper.

“Entendemos que las estimaciones de los nacionales europeos que no han presentado la solicitud superan los 100.000, y ese número se redujo a aproximadamente 70.000 durante junio de 2021,” agregó.

“Le pedimos que revise urgentemente esta política y no cancele los beneficios del DWP. Le pedimos que se asegure de que cada destinatario que no haya presentado la solicitud sea identificado y respaldado individualmente para solicitar el EUSS.»

La doctora Dora-Olivia Vicol, directora ejecutiva del Centro de Derechos Laborales — que apoya a trabajadores inmigrantes de la UE — dijo que estaba «muy preocupada» por el impulso de DWP para poner fin a los pagos.

Advirtió que es probable que miles de personas se vean afectadas por el corte de beneficios a pesar de los esfuerzos del Gobierno para notificarlos. “El correo permanecerá sin abrir porque hay personas que sienten ansiedad cada vez que reciben una carta del Gobierno,” dijo.

“Otros no son capaces de entender el lenguaje administrativo y dependen de la ayuda de familiares, amigos o asesores para interpretarlo, o tienen dificultades con sus conocimientos informáticos. No es realista esperar que todos los que deberían haber presentado la solicitud lo hayan hecho.»

El plan de asentamiento de la UE se abrió en marzo de 2019 y requería que todos los ciudadanos de la UE y del EEE, y sus familiares residentes en Gran Bretaña, lo solicitaran antes del 30 de junio de 2021 para mantener sus derechos en Reino Unido después del Brexit.

La doctora Vicol afirmó que el corte de beneficios surgió como resultado de la «insistencia» de la Home Office [Ministerio del Interior] en obligar a todos los ciudadanos europeos en Gran Bretaña a inscribirse en el esquema para mantener sus derechos.

Vicol agregó que el Gobierno había rechazado las peticiones que hicieron los activistas, de «aprender de Windrush y optar por un sistema de declaración más permisivo».

El DWP no dijo cuántas cartas espera enviar a los solicitantes de beneficios europeos en septiembre. The Times informó a finales de junio que 70.000 ciudadanos europeos con prestaciones aún no habían solicitado el estatus de asentado, después de que el DWP identificara inicialmente a 130.000.

La carta interna vista por The Independent establece que beneficios como el Crédito Universal (UC) y el beneficio de vivienda se “suspenderán” si quienes aún no se inscribieron en el esquema no presentan una solicitud dentro de un mes de la carta que recibirán en septiembre.

También establece que una vez que se suspendan sus beneficios, el reclamante tendrá un mes más para presentar una solicitud al plan de asentamiento.

Si el solicitante no presenta la documentación dentro de este mes, todos sus beneficios serán «cancelados … ya que serán tratados como personas sujetas a control migratorio».

Un portavoz del Gobierno dijo que las cartas dejarían “muy claro” el apoyo disponible para que las personas presenten una solicitud tardía y que se ha implementado salvaguardas para ayudar a proteger contra la eliminación de beneficios a personas potencialmente vulnerables que en última instancia pudieran ser elegibles para el estatus.

“Todos los días se otorga estatus a miles de personas a través del exitoso esquema de asentamiento de la UE, y el Gobierno continúa utilizando todos los canales posibles para alentar a aquellos que son elegibles a solicitar y asegurar el estatus al que tienen derecho,” agregó.

La carta se da a conocer luego que abogados de inmigración están listos para iniciar acciones legales, desafiando la decisión del Ministerio del Interior de impedir que algunos miembros de familias de ciudadanos europeos se unan a sus parientes que viven en Reino Unido.

Cartas del Ministerio del Interior vistas por The Independent informaban a un grupo de diez ciudadanos europeos que sus familiares, incluidos hermanos y primos, no obtendrían un «permiso familiar» para reunirse con ellos en Gran Bretaña porque ya había pasado la fecha límite para el proceso.

El Ministerio del Interior anunció el viernes que los miembros de la familia que soliciten tarde un permiso familiar bajo el esquema de asentamiento tendrán sus derechos “protegidos temporalmente” durante tres meses hasta que se resuelva cualquier apelación.

Aún así, los activistas siguen enfadados porque a muchas personas se les ha rechazado solicitudes de permisos familiares, a pesar del Acuerdo de Retirada que establece que miembros de la familia extendida «dependientes o pertenecientes al hogar» de ciudadanos de la UE tendrán derecho a residir en Gran Bretaña.

Piper — de la plataforma 3million — dijo que podrían quedar «varios miles» de personas en «ese extraño limbo», y dijo que esperaba que sus abogados emprendieran acciones legales contra el Gobierno.

El Gobierno reveló poco después de la fecha límite de junio que había recibido poco más de 6 millones de solicitudes para el plan de liquidación con 5,4 millones de ellas aprobadas — lo que deja un retraso de casi 600.000 casos para el Ministerio del Interior.